Theme Layout

Boxed or Wide or Framed

Theme Translation

Display Featured Slider

Featured Slider Styles

[Boxedwidth]

Display Grid Slider

No

Grid Slider Styles

Display Trending Posts

Yes

Display Author Bio

Yes

Display Instagram Footer

yes

Dark or Light Style

light

domingo, mayo 25, 2014

Visitando Matsumoto, Japon


Matsumoto es uno de los destinos "olvidados" de Japón. A unas 2 horas y media de Tokio (JR), la importancia de esta ciudad radica principalmente en su castillo, uno de los 4 castillos que son tesoro nacional de Japón*. Además de esto, la ciudad cuenta con el colegio más antiguo de Japón (de la época Meiji), un par de templos y otros tantos museos.

* Los otros castillos son el de Inuyama, el de Himeji y el de Hikone.



Normalmente los europeos dejamos esta ciudad un poco de lado porque queda en mitad de ninguna parte y probablemente no ofrezca tanto como Nikko, Kyoto, etc. Sin embargo, aunque no sea para dedicarle mucho tiempo, el castillo por sí merece una visita, aunque sea de camino a otra parte, como por ejemplo, antes de hacer la ruta de Nakasendo.

Además, casi todos los lugares interesantes de Matsumoto se encuentran muy cerca unos de otros, y en menos de media hora andando de la estación de JR. Hace un mes, en plena Golden Week había bastante gente, pero no estaba abarrotado, así que, quitando algún gran matsuri, no creo que nadie se encuentre grandes multitudes y se puede ver la ciudad en prácticamente medio día si el tiempo apremia.

Cómo ir a Matsumoto (y moverse por allí)

La ciudad está a
  • 2 horas y media de Tokio (JR)
  • 2 horas de Nagoya
  • una hora de Nagano y del valle de Kiso - Nakasendo
En mi caso, salí temprano en el Azusa de las 7 de la mañana desde Shinjuku - Tokyo, así que llegué en torno a las 9:30 a Matsumoto.

Llovía, pero no mucho, por lo que preferimos ir andando hasta el castillo (unos 15-20 minutos desde la estación.) Aunque hay autobuses que te llevan hasta allí, os dicen cuáles son en la oficina de Turismo que está en la propia estación.

Además, hay un pase de un día para para las líneas circulares de bus (town sneaker), que permiten subir y bajar cuantas veces se quiera durante todo el día. Cuestan 500 yenes e incluyen un 10% de descuento en la entrada al castillo de Matsumoto. Como el billete normal para estos buses cuesta 200 yenes, solo compensa si te subes al autobús más de 2 veces.

Si no compras un pase de un día y quieres utilizar los otros autobuses, es importante saber que la tarifa es en función de la distancia. La mecánica es parecida a la de tantas otras ciudades de Japón: se accede al autobús por detrás y se coge un número. Para bajar sales por delante y ves en la pantalla el precio que te corresponde en función del número que llevas contigo. Depositas esa cantidad (en monedas) en la máquina que tiene al lado el conductor. Si no tienes cambio, hay máquinas que te dan cambio de billetes pequeños.

El castillo de Matsumoto


El castillo de Matsumoto es uno de los 2 castillos cuervos de Japón*, llamado así por sus paredes de color negro y uno de los 4 que son Tesoro Nacional de Japón. Además, otras de sus peculiaridades son que es una fortaleza de llanura (no está construido en un terreno elevado), que es un castillo del siglo XVI-XVII prácticamente en su estado original (ha sido restaurado, no reconstruido) y que era el castillo de Tokugawa Ieyasu, el gran shogun que unificó y centralizó Japón en el siglo XVII e inició el periodo Edo.

*el otro es el de Okayama




El castillo se puede visitar por dentro (de pago) pero también se pueden hacer muchas fotos desde los jardines y fosos que lo rodean (gratis). Además, hay carteles indicando desde donde se hacen las mejores fotos.

Para los que interesados en entrar y ver cómo es un castillo de estos, advierto que no está amueblado ni decorado por dentro, salvo un par de salas sobre armas y mapas. Aún así, es curioso ver cómo se movían por dentro los samuráis (armados hasta los dientes) y cómo sus diferentes plantas estaban diseñadas para la guerra.


Además, hay que estar en forma. El recorrido dura aproximadamente una hora (solo el edificio), se visita descalzo (te dan bolsas para que guardes tus zapatos), y no hay ascensores, rutas adaptadas ni nada parecido.

Hay que subir las 6 plantas (desde fuera una está oculta) a pie a través de unas escaleras infernales que supongo que estaban diseñadas para evitar el asedio, porque si no, no me explico cómo un pueblo que medía no más de 1,50 metros podía subir escalones de más de 40 cm. de alto y con una inclinación de hasta el 60% (ríete tú del Tourmalet, el Alpe d'Huez y medio Tour de Francia...). Vamos que te puedes dejar las rodillas en el intento, los altos se llevan más de un coscorrón con las vigas y un pie del 39 español casi no cabe en los peldaños.

Eso sí, una vez arriba, además del orgullo de haber logrado tal proeza, las vistas son muy interesantes en los 4 sentidos, tanto de la ciudad como de las montañas que la rodean (los famosos Alpes japoneses.) Sólo queda bajar (por las mismas escaleras.)

Precios de la entrada al castillo y otros trucos

Entrar al castillo cuesta 610 yenes. Incluye la entrada a un pequeño museo municipal y hay descuentos con el pase de un día del autobús (un 10%). Además, hay visitas guidas gratis en inglés de vez en cuando (voluntarios y estudiantes de inglés, normalmente), pero no si hay mucha gente.

Una vez en el castillo, al lado de las taquillas veréis un cartel con una estimación del tiempo que tendréis que esperar para entrar al castillo. A nosotros nos ponía 80 minutos, por ejemplo.

Que no os engañe, comprad la entrada y decidid entre las siguientes opciones:
  1. entrar y hacer cola los X minutos que dice (nosotros habríamos entrado a las 12:30 aprox)
  2. entrar y coger una reserva de hora. Pasar de la cola, visitar la ciudad y volver a la hora que pone la reserva. Entras directo a esa hora, saltándote la cola. (a nosotros nos la dieron para las 14:00)
Aunque no parezca una gran ventaja (dependiendo de la cantidad de gente, podrías entrar más tarde), no tienes que esperar de pie para entrar y puedes aprovechar para ver otras partes de la ciudad. También es verdad, que en turismo estaban asombrados de la cantidad de gente que había, así que puede que en algunos casos hasta te den la reserva para la misma hora que la propia cola...

La reserva de hora para entrar en el castillo de Matsumoto funciona así:

Una vez comprada la entrada, entras como todo el mundo al recinto del castillo. Nada más entrar, al pasar la puerta donde te controlan que tienes entrada, a la derecha del camino está un edificio bajo con las oficinas del castillo y la tienda de souvenires. Justo delante de este edificio se pone una mesa con un cartel en el que está escrita una hora y unos señores entregando unos papelitos verdes.

Os pongo un plano para que os hagáis una idea:


Esos señores no hablan inglés, pero los papelitos con la hora son la reserva de hora. Les dices cuántas personas son y te dan tantos papelitos como personas. La hora del papelito es la hora a la que puedes entrar/colarte.

Una vez lo tienes, puedes volver a salir (no pierdas el tiquet ni el papelito de la reserva), ir a comer, visitar otros sitios interesantes de la ciudad, etc. y cuando ya es la hora (hay un margen de media hora que pone en el propio papel) vuelves a entrar.

Entonces, en lugar de hacer cola, te puedes "colar" por las cintas centrales. Hay gente vigilando estas cintas, les enseñas el papel verde y te van dejando pasar, hasta el último que se queda con el papel.

Qué más hay en Matsumoto

En torno al castillo se puede ver:
  • el museo municipal (gratuito con la entrada al castillo)
  • la puerta de tambores (gratis, aunque es una reproducción es interesante)
Además, no muy lejos, hay dos pequeñas calles comerciales Nakamachi y Nawate Doori. En la primera, llena de edificios de estilo tradicional, hay restaurantes, izakayas, tiendas de antigüedades y artesanías.

La segunda, junto al río, la reconoceréis por estas ranas preparadas para la batalla. Está llena de tiendas de souvenires y puestos de comida callejera.


Al norte del castillo (menos de 10 minutos andando) está la antigua escuela Kaichi. El colegio (de primaria) más antiguo de Japón. Fundada en 1873, hoy es un museo que se puede visitar por unos 300 yenes. Es interesante por ser un ejemplo de arquitectura Meiji.

Algo más cerca del JR que del castillo, está el Museo de Arte de la ciudad. Bastante interesante, muchos artistas de la ciudad, aunque principalmente obras de Kusama Yayoi. Se puede visitar por unos 410 yenes.

Además de algunos templos famosos, distintos museos, etc. Os dejo un folleto con las cosas más relevantes (y dónde y qué comer en la ciudad.) Aquí (en inglés)

Enlaces relacionados


Leticia Perez
0 Comments
Share This Post :

You Might Also Like

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja aquí tu comentario o tu pregunta, intentaré responderla lo antes posible (la publicación no es automática). Para consultas urgentes usa la opción de menú "Contacta Conmigo".

[name=Leticia Perez] [img=https://trucosviajeros.files.wordpress.com/2013/02/trucosviajeros.png?w=100&h=100] [description=Blogger de Viajes y Consultora de Marketing. Una viajera independiente que, de vez en cuando, viaja con amigos, familia y mucha otra gente interesante. ] (facebook=http://www.facebook.com/trucosviajeros) (twitter=http://www.twitter.com/trucosviajeros) (instagram=http://www.instagram.com/trucosviajeros) (pinterest=http://www.pinterest.com/trucosviajeros)

Follow @trucosviajeros